“El amor todo lo soporta”

“El amor todo lo soporta”

Día 36

 

“…has visto cómo el Señor tu Dios te llevó, como un hombre lleva a su hijo, por todo

el camino que habéis andado…” (Deuteronomio 1:31)

 

La verdadera pegunta es ¿cómo reaccionarías  si tus hijos fracasaran?

Según la Biblia, el amor “todo lo soporta” (1º Corintios 13:7) Resiste.

Aún si las decisiones que tus hijos tomaron te producen dolor y desilusión.

¿Tus hijos tienen permiso de fracasar?

¿Pueden ser imperfectos en tu mundo?

¿Pueden perder el camino sin perder la seguridad de tu amor, tu constancia y tu perdón?

Los padres pueden tener gran influencia e impacto en sus hijos, pero no pueden obligarlos a

elegir el camino piadoso.

Puedes ser el mejor padre del mundo, pero aun así, tu hijo puede caer en temporadas de

rebelión.

Algunas de las lecciones más importantes en las vidas de tus hijos vendrán de momentos

cundo sean probados y deban afrontar las consecuencias amargas de sus acciones.

En esas situaciones, no siempre es mejor rescatarlos rápidamente de las repercusiones de su

pecado. Si lo haces, quizás estés oponiéndote al Señor, mientras Su mano paternal de

disciplina está dando un golpe estratégico.

Entonces, ¿cómo sabe un padre cuándo mantenerse firme y cuándo mostrar compasión y

misericordia?

La Biblia enseña: “Dios resiste a los soberbios pero da gracia a los humildes” (Santiago

4:69 Humildad: esa es la clave.

Cuando Jesús describió el corazón de nuestro Padre celestial, relató la poderosa historia de

un hijo pródigo que, con orgullo.

Exigió la herencia temprano, derrochó las riquezas de su padre y terminó sin un centavo

comiendo con los cerdos.

Su padre no lo rescató. No mientras tenía una actitud de orgullo. Peo cuando el hijo

recapacitó, volvió a su casa con la cabeza gacha. Y “cuando todavía estaba lejos, su padre lo

vio y sintió compasión por él, y corrió, se echó sobre su cuello y lo besó”

Jesús usó esta historia increíble para describir el corazón lleno de gracia de nuestro Padres

celestial. Y también debería describir el nuestro.

Los hijos rebeldes pueden romperles el corazón a sus padres. Pueden producir un profundo

enojo y confusión. Pero en última instancia, tus hijos necesitan que soportes todo por ellos.

No para amargarte en tu desolación, sino para decir la verdad con amor firme y

devolvérselos al Señor, una y otra vez.

Tal vez necesites pedir la disciplina medida de Dios antes de que pueda llegar Su rescate y

misericordia.

Pero cuando tus hijos se despierten y regrese, tu amor debe estar a la puerta con los brazos

abiertos.

 

El desafío de hoy

Has una marca aquí cuando hayas completado el desafío de hoy.____________

 

¿Cuál es el mayor desafío que enfrenta tu amor respecto a tus hijos en este momento?

____________________________________________________________________________

¿Qué te llama a hacer el amor que no hayas hecho hasta ahora?

____________________________________________________________________________

 

____________________________________________________________________________

 

____________________________________________________________________________

 

 

. . . los soportó en el desierto. (Hechos 13:18)

 

 

 

share

Recommended Posts

Deja una respuesta